No hay mejor lugar que los brazos de mamá

Tengo mucho que decir sobre la alimentación infantil, así que para no extenderme demasiado, he decidido hacerlo en dos o tres capítulos, y así centro más mi atención en lo que me interesa.

Hoy empiezo por los consejos de los pediatras y las enfermeras de pediatría sobre las pautas de alimentación infantil. También la madre, la suegra y la vecina del quinto dan consejos al respecto, pero sobre esos no tenemos control y deberíamos, simplemente, ignorarlos. Las tres recomendaciones más habituales y de las que voy a hablar son: sustitución de la lactancia materna, la edad de introducción de alimentos y la pauta de introducción de alimentos. (No estoy atacando al colectivo sanitario de pediatría, ni muchísimo menos, me consta que hay un montón de profesionales de la salud cualificados, que promueven la lactancia, que no se adelantan en la introducción de alimentos y que dejan libertad a los padres a la hora de introducir alimentos, siempre siguiendo unas recomendaciones básicas de seguridad)

La OMS, Organización Mundial de la Salud es la autoridad responsable de los asuntos sanitarios mundiales, investiga, estableces pautas y normas y vigila tendencias sanitarias entre otras cosas. Está formada por multitud de expertos  y asesores y las recomendaciones que hace son rigurosamente científicas.

La AEPED, Asociación Española de Pediatría, es una asociación que cuenta con más de 9000 pediatras y cirujanos pediátricos cuya finalidad es, entre otras, velar por la salud y calidad de vida del niño en todos sus aspectos, asesorar a instituciones y organismos en temas de salud infantil e investigar sobre nuevos avances

1- Sustitución o suspensión de la Lactancia Materna

La OMS recomienda la lactancia materna exclusiva durante seis meses, la introducción de alimentos apropiados para la edad y seguros a partir de entonces, y el mantenimiento de la lactancia materna hasta los 2 años o más. La lactancia es el alimento fundamental durante los 6 primeros meses de vida. Más información aquí

La AEPED también se posiciona a este respecto, recomendando que “durante los 6 primeros meses de vida el bebé solamente necesita tomar leche. La materna es la mejor. Porque asegura un crecimiento adecuado, aporta defensas y contribuye al vínculo”. Podéis leer más en este enlace.

Si lo ideal y lo que promueven las organizaciones sanitarias es la Lactancia Materna Exclusiva durante 6 meses ¿por qué dan normas como estas?

suspender lactancia

Lactancia exclusiva hasta los 5 meses y controlada con horarios y descanso nocturno

De manera gradual se aconseja sustituir una de las tomas de leche por una de papilla de cereales

De manera gradual se aconseja sustituir una de las tomas de leche por una de papilla de cereales

Esta es muy fuerte. A una mamá de LME, le dicen que tiene que comprar ESTA marca de leche de fórmula para darle cereales

Esta es muy fuerte. A una mamá de LME, le dicen que tiene que comprar ESTA marca de leche de fórmula para darle cereales

Esta es increíble, con 6 meses el bebé SÓLO hace 4 comidas al día y SÓLO  2 tomas de pecho. Más lactancias fracasadas

Esta es increíble, con 6 meses el bebé SÓLO hace 4 comidas al día y SÓLO 2 tomas de pecho. Más lactancias fracasadas

Sustituir lactancia por purés

Sustituir lactancia por purés

2- Edad de inicio de la Alimentación Complementaria

La OMS “recomienda que los lactantes empiecen a recibir alimentos complementarios a los 6 meses, primero unas dos o tres veces al día entre los 6 y los 8 meses, y después, entre los 9 a 11 meses y los 12 a 24 meses, unas tres o cuatro veces al día, añadiéndoles aperitivos nutritivos una o dos veces al día, según se desee”. Más sobre AC en este enlace.

En 1998, la OMS denominó Alimentación Complementaria (AC) al proceso que se inicia con la introducción gradual y paulatina de alimentos diferentes a la leche materna, para satisfacer las necesidades nutrimentales del niño y no necesariamente para destetarlo, hasta integrarlo a la dieta de su familia.

La AEPED dice al respecto de la introducción de alimentos: “La situación ideal es que el niño permanezca los 6 primeros meses con lactancia materna exclusiva. Pasado este periodo las necesidades nutricionales se modifican, está agotando sus reservas de hierro y es necesario que tome alimentos que contienen más hierro. Además, a los 6 meses ya está preparado desde el punto de vista psicomotor (se sienta o está a punto de hacerlo, se interesa por las cosas que le rodean, echando las manos a lo que le llama la atención) y es un buen momento para iniciar la administración de alimentos que complementan la lactancia materna.”  Información extraída de aquí.

Teniendo presentes las recomendaciones de la OMS y de la AEPED, tenemos claro que la alimentación complementaria no debería introducirse hasta los 6 meses de edad. Entonces, ¿por qué muchos pediatras y enfermeras de pediatría recomiendan introducir alimentos a los 4 o 5 meses? Muchas madres, pensando que si algo lo dice el pediatra será porque es lo mejor, lo siguen al pie de la letra y dan a los bebés alimentos antes de tiempo y lo que es peor, algunas cambian tomas de pecho por purés o papillas.

Aquí con 4 meses ya empiezan con la alimentación

Aquí con 4 meses ya empiezan con la alimentación

Y otra que con 4 meses empiezan la alimentación complementaria

Y otra que con 4 meses empiezan la alimentación complementaria

Con 2 meses ya están ofreciendo alimentos!!! Consejos extraídos de la web http://www.pormibebe.org/2011/02/descubriendo-nuevos-sabores/

Con 2 meses ya están ofreciendo alimentos!!! Consejos extraídos de la web http://www.pormibebe.org/2011/02/descubriendo-nuevos-sabores/

3- Pautas de introducción de alimentos

Según la OMS,  no hay que olvidar que los niños, particularmente durante el primer año de vida, constituyen una población muy vulnerable, su alimentación depende totalmente de la decisión de los adultos, influenciados por los profesionales de la salud, los medios de comunicación masivos y la industria que procesa alimentos para niños lactantes.

Para la AEPED, el orden de introducción de alimentos da igual, pero conviene empezar poco a poco, para comprobar que los alimentos le sientan bien, uno o dos alimentos nuevos cada semana. Hay que tener en cuenta las preferencias y costumbres familiares. De forma progresiva se aumenta la variedad de los alimentos: más verduras, legumbres y frutas; las carnes, los cereales, el pescado, los huevos. Estos nuevos alimentos “complementan” a la leche materna (o al preparado para lactantes) que durante todo el primer año son esenciales.”  

Pues también nos queda claro que no se posicionan sobre qué alimento hay que introducir primero. Habrá que tener en cuenta los gustos y preferencias familiares. No es mejor dar primero cereales, o dar primero fruta o dar primero verdura… No es obligatorio que con X meses coman pescado o huevo o legumbres… Lo ideal es ir dando alimentos nuevos, para que puedan ir probándolos, sin forzar y sin necesidad de seguir pautas extrictas. Pero también encontramos pautas como estas:

Cereales, fruta y verduras, en ese orden

Cereales, fruta y verduras, en ese orden

 

Cereales, fruta y verduras y la tabla bien pegada a la nevera para seguir unas instrucciones tan estrictas y conseguir que al año YA coma huevo

Cereales, fruta y verduras y la tabla bien pegada a la nevera para seguir unas instrucciones tan estrictas y conseguir que al año YA coma huevo

Primero zumo, luego cereales, verdura... Me hacen gracia las prohibiciones, según el sitio prohiben unas cosas u otras

Primero zumo, luego cereales, verdura… Me hacen gracia las prohibiciones, según el sitio prohiben unas cosas u otras

Aquí el huevo con 8 meses y en otra con 10. ¿Quien tiene razón?

Aquí el huevo con 8 meses y en otra con 10. ¿Quien tiene razón?

Vamos, que las mamis se deben volver locas cuando van al Centro de Salud y les dan recomendaciones como estas, que algunas siguen al pie de la letra (con razón, se lo ha dicho el pediatra…) y entonces lo comentan con otra mami que les cuenta otra cosa totalmente diferente y que también tiene razón supuestamente. Desde los centros de salud, se debería promover la lactancia en exclusiva hasta los 6 meses y luego dejar que los padres introduzcan la alimentación en base a sus gustos y necesidades, sin hacerles sentir culplables porque el bebé no coma exactamente lo que pone en el papel y sin obligarles a comprar alimentos que no necesitan. Navegando por internet se pueden encontrar multitud de pautas distintas, y “supuestamente” todas tienen razón. ¿A quien hacen los padres caso entonces? Para padres preocupados por la alimentación de sus bebés, recomiendo leer el libro de Carlos Gonzalez, “Mi niño no me come”.

No quería terminar sin agradecer a las todas las personas que me han ayudado a escribir esto, mandándome las pautas que les han dado en sus Centros de Salud, repartidos por toda la geografía.

Comentarios en: "Alimentación infantil 1: Consejos del pediatra" (11)

  1. María dijo:

    Hola. Mis hijas ya tienen 11 y casi 9 años. Pero me uní a esta página por el nombre. Y me encanta.
    Mis hijas tomaron pecho hasta casi los 5 años. Lo dejaron porque quisieron. Y lacté durante embarazo y luego más de dos años a las dos juntas. Daba igual la edad que tuvieran. La teta siempre estaba disponible. Les ofrecía comida, cuando tocaba. A veces se hinchaban de pecho y sólo tomaban después una cucharada de algo. Sus cuerpecillos son sabios y pueden marcar su propio ritmo. Aprendí que no hay que volverse locas con la alimentación. Nadie come de todo. Y ahora son dos niñas súper sanas. Siempre lo han sido.
    Muchas felicidades por el blog. Todos necesitamos seguir aprendiendo.

    • Muchas gracias por tus palabras María, me encanta saber que hay muchas madres que respetan a sus hijos y su alimentación

  2. Pero que de barbaridades juntas! Por dios como puede empezar a ofrecérsele alimento a un bebé de 2 meses!! La pena es que ocurre tan amenudo.

  3. Cuestión de madres dijo:

    quería haberte mandado las mías pero no las encontré 😦 imagínate el caso que les hice..jejeje.. pero vamos.. que con 2 años y medio de diferencia seguían siendo las mismas… empezar con zumos a los 4 meses y a los 5 los cereales sin gluten… Con el mayor las seguí hasta que vino mi madre e hizo lo que le dio la gana y empecé a dejarme guiar por mi instinto.. con la niña ni caso 😉
    Pero sí… una de las cosas que más me repitió la enfermera era que les diera cereales para que durmieran toda la noche… yo me negué y fue y se “chivó” al pediatra… él, muy tranquilo, dijo: ella es la madre y sabrá lo que es mejor para ellos #enamoradademipediatra

    • Yo tengo suerte pues en mi centro de salud te dan consejos generales y jamás se han metido en lo que come o deja de comer. Pero si no fuese así, tengo claro que les habría “mentido” y hecho lo que yo consideraba.
      En tu caso, menos mal que existen las abuelas!!!!

  4. El pediatra de Daniela no nos dió ninguna “hojita”, por suerte, fue muy respetuoso con mi decisión de dar LME y aún hoy se muestra encantado, aunque sí que me dijo alguna vez que eso de darle cuando quisiera ella nanai, yo le dije ok, y luego en mi casa hago lo que me da la gana, pero sus pautas me parecieron muy bien, primero un currusco de pan a partir de los 6 meses y luego fruta o verdura, pero esto lo dejó a mi elección basándose en los sabores, dulce, salado, amargo…bueno, no me enrollo. El caso es que es increíble lo de las “hojitas” y es un post genial!!!!! Pero bueno, mi pediatra podemos decir que me ha salido “normal” jajajaja

    • Jajaja, la mía también es de las buenas e incluso ahora cuando voy y me ven con la teta me felicitan. Pero hay cada uno….

  5. Yo creo que en este punto hemos tenido suerte con las pediatras que nos han tocado. Hoy mismo hemos vuelto de ponerle a mi bichilla las vacunas y hacer la revisión de los 12 meses. Les he dicho que seguimos con la lactancia, que nunca le he dado cereales industriales y que eso de introducir el huevo en fragmentos microscópicos me lo he saltado y he preferido plantarle una tortilla francesa, con un huevo completo y rellena de jamón y queso de la que no ha dejado ni rastro. Y oye, ya han pasado días y no le he visto ninguna reacción. Creo que la pediatra se encuentra sorprendida con esta forma de crianza a lo loco y sin temores que llevamos, pero con tal de que no me caliente la cabeza con marcas y reglas pautadas ya me doy por satisfecha. En cuanto a la leche, sí me ha dicho que la niña puede beber leche entera normal, de la que que haya en casa y que no son necesarias las especiales para bebé ¡eso que nos ahorramos!

  6. Ayyyy señor que locura!!
    No tenia ni idea de que hubiera tanta disparidad entre las recomendaciones… haré lo que mas me interese y lo que mas le guste a mi niña y punto.
    Y siempre la teta lo primero!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: